JESÚS QUEZADA
29 de octubre de 2015 / 10:37 p.m.

En los Diablos Rojos del Toluca caló hondo el haber perdido el pasado miércoles ante Chivas en las semifinales de la Copa MX, aseguran que se les fue uno de los objetivos del semestre y ahora buscarán revancha futbolística en la liga, una nueva oportunidad de reivindicarse con ellos mismos, la directiva y sui afición que podría llegar de inmediato el próximo domingo ante el América.

El capitán de los Diablos Rojos, Paulo Da Silva, lamenta que no se haya cumplido con el objetivo de jugar la final de Copa, pero sabe que en la liga aún hay posibilidades y esperan amarrar su pase a la fase final con una victoria ante las Águila,.en una posible victoria que además les ayudaría mucho en lo anímico.

“Tenemos poco tiempo para lamentarnos, trataremos de olvidar lo hecho en Guadalajara y tratar de corregir los errores, la mayor cantidad de puntos que hemos perdidos es por errores nuestros, hay que darle vuelta a la pagina, el domingo viene un rival lindo, de alta jerarquía y debemos estar a la altura de esta institución que es de máxima exigencia, debemos ganar para amarrar el boleto”, expresó el defensa paraguayo.

Y añadió: “cuando hay una derrota de este tipo siempre duele más porque teníamos la ilusión de jugar una final, estudiamos bien a Chivas sabíamos lo que nos podía complicar y el gol llegó de esa forma, seguramente nos reuniremos, sacaremos todo y lo dejaremos atrás para concentrarnos para el domingo que es importante ganar”.

Los Diablos saben que en casa tienen amplias posibilidades de sumar puntos que les garanticen un sitio en la fase final de la liga, aunque reconocen que no será sencillo pese a que las Águilas vienen de una derrota.

“Urge la victoria porque debemos meternos a la liguilla sea como sea, con 26 puntos estamos cerca pero matemáticamente aun no. Es un lindo partido, América es un equipo que juega bien, si bien no ganó el ultimo partido es un rival de mucho cuidado y el hecho de jugar contra paisanos me motiva mucho, además después de la derrota ante Chivas qué mejor que intentar ganar al América que tiene aficionados en todos lados”.

Da Silva tiene claro que la afición escarlata disfruta mucho de las victorias sobre el América, también que está prohibido perder con el odiado rival, pero detalla que los Diablos se concentrarán en el objetivo de meterse matemáticamente a la liguilla.

“Tenemos una historia que defender, un club que el que nos paga quiere una clasificación como nosotros, estamos cerca pero tenemos que ganar. La afición vive diferente porque es el América. Yo se que para gente es especial que le ganemos al América pero nosotros somos concientes de que nos urge ganar para amarrar la clasificación, después, si se puede jugar bien bienvenido sea, pero más que orgullo tenemos una institución que defender y que seguramente está a disgusto con nosotros porque apostamos por los dos torneos y hoy nos encontramos que estamos vivos nada más en la liga”.

Sobre las complicaciones físicas de los delanteros estelares de las Águilas, Oribe Peralta y Darío Bendetto, Da Silva detalló que sería una ventaja que no estén estos dos futbolistas, aunque agregó que no se pueden confiar en lo absoluto pues los de la capital mexicana tiene una plantilla poderos y llegarán al Estado de México con la misma necesidad de ganar.

“Uno como jugador siempre quiere enfrentar a los mejores, le hecho de que no estén jugadores importante te da una ventaja importante, pero América tiene un plantel amplio, seguramente sino son los dos uno jugará porque ellos también necesitan ganar para clasificarse, será un duelo donde se juegan muchas cosas y para nosotros es vital porque de ganar estaremos en la liguilla y además tratar de recuperar la confianza, aunque sabemos las dificultades que vamos a encontrar”.

Por último,. Da Silva omitió hablar del arbitraje y contrario a lo que declaró su técnico, José Cardozo, destacó que no le pueden echar la culpa a los silbantes de sus derrotas, más bien deben concentrarse en corregir los errores que les han costado esos tropiezos.