2 de mayo de 2012 / 03:37 p.m.

Aunque prevalecen las preocupaciones sobre la actividad productiva mundial, los fundamentales macroeconómicos de México se mantienen sólidos al futuro, reveló Banco de México (Banxico).

Y es que de acuerdo con la Encuesta sobre las expectativas de los especialistas en economía del sector privado de mayo, las perspectivas para el producto interno bruto (PIB), la inflación y el empleo de México tuvieron una revisión favorable.

El reporte de Banxico reveló que el consenso de analistas anticipan un crecimiento de la economía mexicana de 3.62 por ciento para 2012, nivel superior al 3.43 por ciento que esperaban en la encuesta anterior.

Los mejores resultados de la economía estadunidense así como la recuperación en la dinámica del mercado interno fueron dos de los principales aspectos que impactaron positivamente sobre la evolución del indicador nacional.

De esa forma, la expectativa de la encuesta de Banco de México supera ligeramente la del gobierno federal, que para el cierre de este año espera un incremento de la actividad de 3.5 por ciento.

Asimismo, las expectativas de la inflación del país también se revisaron a una perspectiva más favorable.

Para los 26 grupos de análisis consultados por el banco central mexicano, la inflación de México concluirá en 3.48 por ciento, nivel inferior al 3.55 por ciento que anticipaban en la encuesta de abril pasado.

Las mejores perspectivas de la economía mexicana para 2012 incidieron en las expectativas de generación de empleo, pues para el cierre del año se prevé la apertura de 596 mil plazas formales, cifra que se compara favorablemente contra los 575 mil que se estimaron un mes antes.

ALBERTO VERDUSCO