30 de septiembre de 2014 / 07:23 p.m.

 

La gran victoria del Barcelona 6-0 ante el Granda, por la sexta jornada del campeonato español, dejó una serie de gratos recuerdos en el cuadro blaugrana.

No solo representó mantener el gran paso en la Liga, sino que también presenció como Lionel Messi superaba los 400 goles como profesional, al igual que la curiosa apuesta que ganó Claudio Bravo.

El meta chileno del Barcelona aceptó la apuesta de Roberto, su homologo del Granada.

El arquero ibérico apostó 100 pares de guantes a que no recibiría gol ante los catalanes.

La caída por 6 goles tendrá un gran costo para el meta del Granada.

 RAFAEL RIVERA