13 de enero de 2015 / 07:00 p.m.

William Yarbrough regresó para jugar un partido en Primera División cinco meses después una lesión en la mano derecha. Luego de disputar noventa minutos en duelo donde con su trabajo individual marcó diferencia a favor de su equipo, el cancerbero señaló que al margen del resultado y haber vuelto a las canchas para él lo más importante es que no perdió "confianza".

"Me sentí bien. Me sentí con confianza. En cuanto a volver juagar es un sentimiento muy bonito pero con lo que yo me quedo es que la confianza la tengo al cien por ciento, y eso es lo que más me importaba", comentó.

Aunque ya está jugando sin mayor problema, sigue en su etapa final de recuperación, etapa en la que desde hace un par de semanas utiliza un guante especial que le ayuda a que el dedo que sufrió la factura terminé de sanar por completo.

"Sí, sigue siendo el mismo guante – foto - , viene con el dedo anular y el dedo de en medio pegados por eso me tengo que fijar esos dos dedos para darle firmeza.

"Más que nada para ayudarle a fortalecer el dedo, porque el dedo en el que sufrí la factura tengo una placa y ocho tornillos y entonces tarda, me dijo el médico que me operó, Alejandro Espinoza, que tarda un buen tiempo en volver a tomar su fuerza", comentó Yarbrough-

Desde hace un par de semanas, La Afición había documentado el tema, y publicó las fotos del guante especial que usa en los entrenamientos y ahora en los partidos. Además de la descripción del guante por su fabricante, el empresario Héctor Castro, propietario de la marca de guantes que usa William.

Quien le declaró a este medio que no es el primero que hace con condiciones especiales para arqueros en el futbol mexicano, citó a Alfredo Talavera, arquero del Toluca quien usa uno parecido. Castro comentó que el guante de Yarbrough está reforzado con unas barrillas en la unión de los dos dedos centrales de la mano derecha.

A pesar de las modificaciones que sufrió el guante "no me limita para hacer algún movimiento, me permite hacer todo al cien por ciento", enfatizó el cancerbero del León, William Yarbrough.

El médico del equipo aseguró que el uso del guante especial no será para siempre, sólo ayudará el tiempo que necesite el dedo lesionado para recuperarse al cien por ciento.

FRANCISCO VELA