30 de mayo de 2013 / 03:00 p.m.

Bangkok • Más de mil calaveras de perros fueron halladas en un vertedero ilegal en la ciudad de Ayutthaya, a unos 50 kilómetros de Bangkok, donde los canes podrían haber sido utilizados para la fabricación de productos cárnicos, publican hoy los medios locales.

Una unidad de bomberos se desplazó hasta un terreno baldío del distrito de Wang Noi para extinguir un pequeño incendio que se había iniciado en una parcela donde los locales suele arrojar restos de basura.

Una vez mitigadas las brasas, los miembros de la brigada contra los incendios procedieron a investigar las causas del inicio y descubrieron los cráneos caninos.

Los primeros indicios apuntan a que los perros fueron utilizados por las industrias cárnicas para la fabricación de albóndigas y sus restos arrojados al vertedero ilegal, al cual prendieron fuego para destruir las evidencias.

El noroeste de Tailandia es una de las principales zonas de abastecimiento para los mercaderes de canes que suministran materia prima a la creciente industria canina, cuya amplia manufactura varía desde alimentos, guantes con el pellejo del perro o cuerdas de guitarra con las vísceras del animal.

La Fundación Soi Dog, una red con base en el noreste Tailandia y formada por voluntarios que tratan de interceptar a lo largo de las porosas fronteras los cargamentos de contrabando, cifra en ceca de 300.000 los canes que cada año las redes de contrabandistas transportan a Laos gracias a la fuerte demanda proveniente de China y Vietnam.

La Agencia de Alimentación vietnamita estima que solo en Ciudad de Ho Chi Minh, antes Saigón, hay unos 175 establecimientos que incluyen en su menú diversos platos hechos con perro.

En Filipinas, China, Indonesia, Corea del Sur, así como en áreas de Tailandia con población de origen vietnamita, también se consume carne de perro.

EFE