1 de junio de 2014 / 03:32 a.m.

Un tribunal de San Pablo condenó a 33 años de prisión al exarquero Edinho, hijo de Pelé, por el delito de lavado de dinero procedente del narcotráfico.

La sentencia de primera instancia fue publicada este sábado. Edinho tendrá la posibilidad de seguir en libertad mientras se tramita la apelación que sus abogados pretenden presentar, según explicó el portal G1, del grupo Globo.

El caso por el que ha sido juzgado Edinho, uno de los siete hijos de Pelé, se remonta a 2005, cuando comenzó un proceso en el que fue acusado de asociación al tráfico de drogas. En su momento, Edinho negó todas las acusaciones, aunque admitió que tenía problemas con drogas, pero sólo como consumidor.

Ese proceso fue anulado por el Tribunal Superior de Justicia de Brasil en 2008, pues consideró que tanto a Edinho como a los otros nueve acusados se les había obstruido el debido derecho a la defensa.

El asunto prosiguió en Tribunales, pero centrado en la acusación de lavado de dinero, por la cual un tribunal de primera instancia de la ciudad paulista de Campo Grande ha declarado culpables al hijo de Pelé y a otras dos personas.

Edinho tiene 43 años y actualmente se desempeña como entrenador de arqueros del Santos, club desde el que saltó a la fama su padre y en el que jugó durante la década de los 90 sin mucho éxito.