18 de diciembre de 2013 / 01:49 a.m.

México.- Cuando a Linda le diagnosticaron cáncer de mama, Bob empezó a tomarse hermosas, pero absolutamente ridículas, fotografías de sí mismo con un tutú rosado.

"Cuando Linda empezara el tratamiento, se llevaría las imágenes en su teléfono, las mujeres las mirarían, se reirían de ellas y pasarían el rato", Dijo Bob.

Linda contó que las demás mujeres apreciaban que Bob se destacara con el fin de apoyarla.

Después de tantos comentarios positivos, Bob entendió que debía continuar con las fotos. El Proyecto Tutú nació y se volvió rápidamente viral.

Bob desafió la nieve, e incluso viajó a Italia. Siempre buscando formas creativas de fotografiarse con el tutú y de hacer reír a su esposa y a sus amigas

"Por extraño que parezca, su cáncer nos ha enseñado que la vida es buena, que lidiar con ella puede ser duro, y que a veces lo mejor -no, lo único- que podemos hacer para enfrentar otro día es reírnos de nosotros mismos y compartir la risa con los demás", agregó.

Agencias