8 de diciembre de 2014 / 04:25 a.m.

Los Cleveland Browns no pudieron aguantar y fueron derrotados 25-24 por los Potros de Indianápolis. Fue otro mal día estadístico para el quarterback Brian Hoyer al completar solamente 14 de 31 pases para 140 yardas y fue interceptado dos veces.

La controversia esta semana fue quien debió iniciar el partido si Hoyer o Johnny Manziel. En el tercer cuarto, Hoyer vuela con un envío al receptor Josh Gordon, quien había vencido a su defensivo en la jugada. Las cámaras de la cadena CBS pescaron a Manziel en la banca diciendo, con una maldición “yo lo hubiera conectado”.

En los últimos cuatro juegos ha sido interceptado 8 veces y solamente un pase de anotación.

JOSÉ MANUEL VILLALVA