EFE
16 de agosto de 2016 / 05:11 p.m.

Un gol de Melanie Behringer y otro de Sara Daebritz han puesto este martes a la selección femenina de Alemania por primera vez en la final de unos Juegos Olímpicos horas después de que Suecia también alcanzara el logro inédito a costa de las brasileñas, en el estadio Maracaná.

Un penalti ejecutado con precisión a los 21 minutos ha consolidado de paso a la delantera Melanie Behringer en la cima de la clasificación de goleadas, con cinco.

Sara Daebritz puso la puntilla a los 59 minutos y en adelante las jugadoras de Silvia Neid se dedicaron a administrar con comodidad un partido que pudieron haber terminado con un resultado más holgado debido a los espacios en defensa que dejaron las Canucks en su búsqueda desesperada por la igualdad.

Alemania se citará con Suecia en una final inédita por el oro olímpico en el fútbol femenino, cuya participación comenzó hace seis ediciones, en Atlanta'96.

Tres medallas de bronce han ganado las selecciones alemanas. En Sydney 2000, Atenas 2004 y Pekín 2008.

Suecia, que jamás había llegado al podio, en el peor de los casos podrá colgarse este viernes la presea de plata, un botín que para las alemanas también sería el más valioso en la historia de sus participaciones.

Al perder con Suecia, en una tanda de penaltis por 3-4 que sucedió a un empate sin goles en tiempo reglamentario y los 30 minutos de alargue, Brasil jugará el partido por la medalla de bronce frente a Canadá el mismo 19 de diciembre, pero en Sao Paulo.

La final europea por la medalla de oro se jugará en el estadio Maracaná, que hoy recibió otra dura decepción en su historia con la eliminación de las brasileñas.