30 de noviembre de 2014 / 04:30 p.m.

No hay nada mejor que ver a dos grandes en acción. Por primera vez Tom Brady y Aaron Rodgers se enfrentarán en un partido oficial de la NFL.

En el 2010, fue la última vez que Green Bay jugó contra Nueva Inglaterra y Aaron Rodgers no pudo jugar contra los Patriotas de Nueva Inglaterra debido a una conmoción.

El duelo entre los Patriotas de Nueva Inglaterra contra los Empacadores de Green Bay es el más atractivo de la jornada dominical 13 de la NFL debido a la presencia de Brady y Rodgers que son los candidatos principales para MVP de la Liga está campaña.

Ambos quarterbacks lideran a las ofensivas más explosivas de la NFL. Nueva Inglaterra está promediando 32.5 puntos por juego y Green Bay 32.2.

Los Patriotas ha ganado sus últimos siete juegos donde han promediado 39 puntos por juego gracias a Tom Brady que ha lanzado para 22 pases de anotación y solamente cuatro intercepciones.

Por su parte, Aaron Rodgers lidera a la Liga con el mejor rating de cualquier quarterback con 119.3, tiene 30 touchdowns y solamente 3 intercepciones.

Para Nueva Inglaterra será la quinta ocasión este año que se enfrentan a un líder divisional. Han ganado a los cuarto rivales al anotar mínimo de 40 puntos en tres de esos juegos (la semana pasada solamente anotaron 34 a Detroit (sarcasmo).

Mientras que Green Bay en los últimos cuatro juegos en Lambeau Field han anotado 66 puntos y permitido ninguno en el primer cuarto. Rodgers tiene 18 touchdowns y ninguna intercepción jugando en casa.

Estos son dos quarterbacks que seguramente estarán algún día en el Salón de la Fama. Brady ya tiene tres títulos de Súper Bowl, 2 MVPs de Súper Tazón y temporada regular. Por su parte, Rodgers ya ganó un Super Bowl, MVP del Súper Tazón XLV y también ya fue nombrado Jugador Más Valioso de una campaña.

Muchos piensan que el juego del domingo es un previo del Súper Tazón XLIX en Arizona. Por lo pronto ha disfrutar este juego entre Brady y Rodgers. No sabemos si habrá otra oportunidad de verlos en el campo al mismo tiempo.

JOSÉ MANUEL VILLALVA