28 de febrero de 2014 / 12:00 a.m.

El ex jugador inglés David Beckham ha dado de qué hablar en los últimos semanas por la adquisición de una franquicia en Miami para un equipo de la Major League Soccer.

Sin embargo no todo es felicidad para el británico pues ahora tiene que lidiar con la marca deportiva que vestirá a su nueva escuadra.

Y es que el futbol estadounidense tiene un contrato con Adidas para vestir a todos los clubes de la MLS, pero al parecer Beckham prefiere que su mujer Victoria sea la propia diseñadora de los uniformes.

David no sólo tendría que enfrentarse a esto, pues también siempre ha estado ligado a la marca alemana durante prácticamente toda su carrera como futbolista.

Pero al parecer pudieron encontrar una solución, pues habría logrado que la firma permita a la ex Spice Girl añadirle detalles personalizados.

REDACCIÓN