30 de julio de 2014 / 09:32 p.m.

 

Uno de los refuerzos de Tigres para el Apertura 2014, el atacante argentino Marco Ruben, llegó al balompié mexicano con la firme intención de olvidar las dos ultimas temporadas, en las cuales no pudo mostrar lo mejor de el.

Ruben sumó 11 goles en las dos últimas campañas, en las cuales militó por el Villarreal de España, el Dinamo Kiev ucraniano y el Évian de Francia.

El nuevo artillero auriazul marcó dos goles la última campaña, en la cual jugó en Ucrania y Francia.

Sobre esto Ruben declaró "Tuve los últimos dos torneos que no fueron para nada buenos y llego con sed de revancha y con mucha ilusión porque se que puedo cambiar lo que hice estos últimos dos años".

El atacante, surgido del Rosario Central, sabe que llega con la encomienda de convertirse en un hombre gol para Tigres, que llevaba varios años buscando hacerse de sus servicios.

"Tigres es un equipo muy respetado en México y me hablaron mucho de sus aficionados, que es gente muy apasionada, y vengo con ilusiones".

RAFAEL RIVERA