23 de octubre de 2014 / 08:47 p.m.

 

Los Tigres llegarán al Clásico Regio con una estadística en contra, ya que ninguno de sus jugadores tiene el prestigio de ser un goleador en el duelo más importante del norte del país.

Pese a estos números negativos, los felinos podrían tener un as bajo la manga, el delantero argentino Marco Ruben.

Ruben ha sido uno de los refuerzos más criticados del Apertura 2014, pero su registro en duelos fraternales podría volverlo en el arma secreta de la escuadra de Ricardo Ferretti.

A lo largo de su carrera, el ariete pampero ha jugado el Clásico Rosarino, el Súperclásico de argentina y el de Valencia.

El actual atacante felino vivió su mejor época para el Rosario Central, con el que marcó 21 goles en la liga argentina.

Su momento más brillante para los "Canallas" fue en el Clásico Rosarino del Torneo Inicial 2006, ante el Rosario Central.

En aquel duelo Marco Ruben formó parte de una victoria histórica, por 4-1, ante los "Leprosos", colaborando con un gol.

Tras su destacado paso por el Central, fue transferido al River Plate, en donde tuvo la oportunidad de jugar el clásico contra Boca Juniors del Torneo Final 2007, sin poder marcar.

Su paso por los "Millonarios" fue corto, pero le abrió las puertas a Europa.

Después de militar para el Recreativo Huelva y el Villarreal B, el pampero reforzó al primer equipo del "Submarino Amarillo", con el cual jugó el clásico de Valencia.

Marco Ruben le marcó dos veces a los "Naranjeros".

En la vuelta de los cuartos de final de la Copa del Rey, de la temporada 2010-2011, el atacante argentino tuvo una gran actuación, al marcar un gol y dar una asistencia en el triunfo 4-2 ante el Valencia.

El Valencia volvería a sufrir con el en la temporada 2011-2012, al anotar en el empate 2-2, de la jornada 18 del campeonato ibérico.

Tras su salida del futbol español militó en dos etapas para el Dínamo Kiev de Ucrania, en donde no fue convocado para jugar, en tres ocasiones, el derby contra el Shaktar Donetsk.

Con estos números, Marco Ruben podría volverse en la gran amenaza de Rayados para el Clásico Regio 103.

RAFAEL RIVERA