11 de junio de 2014 / 02:56 a.m.

Ya con la presencia del zaguero argentino naturalizado mexicano, Mauricio "Pampa" Romero, el Puebla de La Franja continuó sus labores en los campos del Deportivo "La Noria", donde los recién llegados al cuadro blanquiazul se adaptan poco a poco a su nueva casa, con el deseo de trascender al mando del técnico, Rubén Omar Romano.

Entre ellos se encuentra el delantero ecuatoriano, Marlon Pabón, que previo a lo que fue su primer día de carga física, se dijo contento por la oportunidad que la organización Camotera le brinda, en espera de rendir buenas cuentas, con la conciencia de que la disputa por la permanencia será prioritaria para la campaña venidera.

"Contento por la nueva oportunidad que Dios me brinda, en esta posición que me ha encantado toda la vida, espero con el trabajo que voy a realizar poder regalar todo lo que esperan de Marlon. Mis objetivos con el Puebla es brindar muchas alegrías, primeramente, a raíz del trabajo que uno realice, van a venir las cosas, como delantero van a venir los goles, obviamente el equipo lo está necesitando, eso vendrá en conjunto con todos los compañeros y con todos los que conformamos al Puebla".

Dijo que aun cuando el Monterrey, su equipo de origen, lo seguirá de cerca, pues la intención es que se reintegre a sus filas, él buscará dar lo mejor de sí durante el tiempo que milite en la Angelópolis, sin pensar en que volverá a territorio regiomontano, sino más bien en trascender con la organización dentro del balompié nacional.

"Obviamente Monterrey me presta, pero ahora mi mente y mi objetivo es Puebla, más feliz me siento porque vengo con muchos deseos de hacer las cosas de la mejor manera, no duden que este tiempo de trabajo Marlon de Jesús lo va a hacer al 100 por ciento, para prepararme, para entregar todo lo que tengo y todo lo que puedo dar, así que más feliz me deja el saber que el equipo me recibe con los brazos abiertos y ahí va a estar la entrega de Marlon".

Sentenció que a diferencia del año en el que llegó a la Sultana del Norte, ya no deberá pasar por la famosa "adaptación", lo que en cierta medida le facilita las cosas, en espera de que las lesiones no sean un impedimento como lo fueron con los Rayados, pues en caso de estar al 100, su calidad se verá reflejada en el terreno de juego.

EDGAR GONÁLEZ