27 de junio de 2014 / 03:10 a.m.

Aunque pidió primero concentrarse en enfrentar a Holanda en los octavos de final de la Copa del Mundo, el capitán de la selección mexicana de fútbol, Rafael Márquez, apoyó la continuidad del entrenador Miguel Herrera.

El "Piojo" Herrera, quien asumió el cargo de forma interina para encarar el repechaje ante Nueva Zelanda en noviembre del año pasado, tiene un acuerdo hasta la finalización del Mundial de Brasil, cuando los dirigentes de la liga local evaluarán su desempeño y se pronunciarán sobre un nuevo contrato.

"Por mí estaría bien que siguiera, pero creo que por ahora tenemos que seguir enfocados en lo que viene", dijo Márquez al final del entrenamiento del seleccionado azteca.

A pesar del poco tiempo que tuvo para trabajar, especialmente con los jugadores de las ligas europeas, el "Piojo" ya consiguió igualar la mejor cosecha mexicana de puntos en una fase de grupos al sumar siete unidades.

Javier Aguirre, en Corea y Japón 2002, y Raúl Cárdenas, en México 70, son los otros entrenadores mexicanos que sumaron tantas unidades en la primera fase de una justa mundialista.

Tras el éxito que ha sido la primera fase, el director de selecciones nacionales de México, Héctor González Iñárritu, ha dicho a medios mexicanos que espera renovar a Herrara por los próximos cuatro años.

González Iñárritu no respondió de inmediato a una solicitud de The Associated Press sobre el tema.

Aunque el dirigente aspire ahora a una renovación, Herrera quizá se tomará su tiempo antes de tomar una decisión sobre su futuro. En Brasil, los buenos resultados combinados con sus eufóricas celebraciones de los goles mexicanos han puesto muchas miradas sobre el "Piojo".

"Creo que él tiene un estilo y no cambia", añadió Márquez. "A mí me da alegría que hablen de él no sólo por su forma de ser, sino por la forma de jugar también".

Le última ocasión en que dio declaraciones, después de vencer a Croacia 3-1 en el tercer partido de la primera fase, Herrera no quiso hablar mucho del tema de su continuidad.

"Por ahora estoy pensando en que 'Rafa' (Márquez) levante la Copa del Mundo, en eso estoy pensando, después vendrán los momentos que tenga que pensar en otras cosas, hoy mi cabeza va a estar metida al cien por ciento en Holanda", dijo Herrera. "Vamos a estar concentrados en eso y que tenga que ser lo que tenga que ser cuando sea el momento".

Renovar entrenadores después de un Mundial es algo atípico en México. Aguirre, aún con su buena campaña, no fue renovado y emigró al Osasuna de España luego de Corea y Japón 2002.

Cárdenas, quien guió a México a cuartos de final por primera vez en su historia, dejó al equipo al final del torneo de 1970.

"Miguel es un gran entrenador porque, a diferencia de otros, no anda inventando cosas, es muy lógico", dijo el volante Andrés Guardado, quien fue dirigido por Aguirre en Sudáfrica 2010 y por el argentino Ricardo La Volpe en Alemania 2006. "Ha sido muy justo con todos, es básico y efectivo. Al final, el grupo confía en él y Miguel en nosotros, lo cual es difícil lograr".

La Volpe fue el último entrenador en durar los cuatro años de proceso mundialista. Desde entonces, siete entrenadores han desfilado por el banquillo del 'Tri', incluyendo tres el año pasado antes de que asumiera Herrera.

El último entrenador en dirigir a México en dos Mundiales fue Ignacio Trelles, quien lo hizo en los Mundiales de Chile 62 e Inglaterra 66.

AP