MARTHA CEDILLO
2 de abril de 2017 / 12:39 p.m.

Toda una fiesta deportiva se vivió ayer por la mañana con la Carrera Azul de la asociación ARENA que apoya a niños con autismo y asperger y que tuvieron la respuesta de 3 mil corredores que se unieron a la causa para concientizar sobre las necesidades y trato para las personas con estos trastornos.

Desde temprano, el circuito de Valle Oriente fue cerrado para esta gran convivencia a la que no sólo acudieron las familias de niños con esas enfermedades, sino asistió también la familia corredora.
“Logramos el objetivo porque juntamos tres mil personas y este año vamos a poner apoyar con beca a 25 niños, estamos muy contentos.

“Terminando la carrera tomaremos un descanso de unos meses y luego a seguir trabajando, somos un grupo de siete personas y estamos muy contentos de realizar la carrera y de tener estos resultados. Sobre todo porque este año fueron más que el año pasado, que están contentos de venir a la carrera”, dijo Lupita Coutiño, del comité organizador.

En la distancia de cinco kilómetros el primer lugar fue para Lidiana Salazar con tiempo de 18 minutos con 56 segundos, seguida por Bertha Vázquez con 20 minutos con cinco segundos y Carolina Lizeth Andrade con tres segundos más.

Por los varones, el triunfo fue de Rodolfo Rojas con 15’41’’, el segundo sitio se lo llevó Juan Daniel “Cuate” Guerrero con 16’03’’ y el tercero Angel Manuel Torres con 16’50’’.

Para este año el circuito fue el de Valle Oriente, un recorrido retador y satisfactorio, pero no más que la idea de apoyar a la asociación ARENA y su causa de brindar becas a los niños con trastorno de asperger o autismo.

Coutiño agradeció la participación de los corredores que no sólo fueron de Monterrey y su área Metropolitana, sino también de agrupaciones de Linares que asistieron al llamado para apoyar la causa.

El evento fue operado por Trotime y con el aval de la Asociación de Atletismo de Nuevo León.