CORTESÍA: MEDIOTIEMPO
28 de julio de 2018 / 11:40 a.m.

El galés Geraint Thomas demostró que es justo merecedor del triunfo final en el Tour de Francia, al terminar este sábado en tercera posición en la vigésima y penúltima etapa, una contrarreloj individual de 31 km en el País Vasco francés, ganada por el holandés Tom Dumoulin.

Thomas (Sky) entró a 14 segundos de Dumoulin (Sunweb), campeón del mundo contrarreloj, al que sacaba 2 minutos y 5 segundos antes de esta decisiva etapa, y que tenía casi imposible acceder al primer puesto, pero que pudo consolidar su segunda plaza en la general.


La felicidad fue absoluta para el equipo Sky, ya que además del triunfo final de Thomas, el que era líder del equipo, Chris Froome, fue segundo en la etapa, a un segundo de Dumoulin, y ascendió al tercer puesto en la general.

Froome estaba a 13 segundos de Primoz Roglic, tercero en la general antes de esta etapa, pero el ciclista esloveno del Lotto NL Jumbo, pese a ser mejor contrarrelojista, solo pudo ser octavo en la etapa, a 1 minuto y 12 segundos de Dumoulin, y pasó a la cuarta plaza, bajando del podio, cuando aspiraba a desbancar a Dumoulin, que le sacaba 19 segundos, de la segunda posición.

Si la felicidad fue absoluta para el Sky, no fue así para el Movistar, ya que sus dos mejores hombres, Mikel Landa y Nairo Quintana, bajaron una posición en la general, pasando a la séptima y décima posición, respectivamente.


Landa entró a 1 minuto y 15 segundos del francés Romain Bardet, al que sacaba 35 segundos y que le arrebató la sexta plaza al vasco, mientras que Quintana perdió la novena plaza en beneficio del ruso Ilnur Zakarin, que fue séptimo en la etapa.

El colombiano sacaba 1 minuto y 23 segundos al ruso, pero Zakarin acabó con 3 minutos y 4 segundos de ventaja en la etapa de ventaja sobre Quintana, que hizo el 69 mejor registro en la meta de Ezpeleta (44:58).