agencias
6 de mayo de 2015 / 12:27 a.m.

Minutos antes del partido, los Hawks se enteraron de que los Wizards no contarían con John Wall. Y aunque ello vaticinaba una misión más fácil en el segundo duelo de la semifinal de la Conferencia del Este, Atlanta volvió a requerir de mucho esfuerzo para ganar.

DeMarre Carroll anotó 22 puntos y los Hawks vencieron el martes 106-90 a Washington, que sufrió su primera derrota en lo que va de la postemporada.

Tras un encuentro que fue mucho más reñido de lo que refleja el marcador, los Hawks igualaron 1-1 la serie.

Kyle Korver se recuperó tras un pésimo desempeño en la primera mitad por Atlanta, el equipo con la mejor foja en la Conferencia del Este durante la temporada regular.

"Sabíamos que teníamos que ganar este partido", indicó Carroll.

El dominicano Al Horford ayudó a la causa de los Hawks, con 18 puntos. Jugó 33:59 minutos, en los que registró también cuatro rebotes, seis asistencias y dos faltas.

Wall, quien terminó el primer encuentro de la serie semifinal del Este con una lesión en la mano izquierda, fue descartado sorpresivamente poco antes del segundo enfrentamiento. Apenas minutos antes de la decisión, los Wizards habían insistido en que el base podía jugar.

"Él es muy peligroso", dijo Kent Bazemore, de Atlanta. "Algunos pensarían que si su mejor jugador no está, ellos no tendrían posibilidad alguna... pero siguen siendo un equipo de cuidado".

Y Ramon Sessions realizó un estupendo trabajo para reemplazarlo, encabezando a su equipo con 21 puntos.

"Sólo traté de apoyar al equipo, tal como lo hace John", dijo Sessions. "No fui sólo yo, todos trataron de esforzarse más".

También por los Wizards, el brasileño Nené sumó dos puntos, cuatro rebotes, una asistencia y un par de faltas en 27:20 minutos.

Korver atinó uno de siete triples en la primera mitad pero no dejó de intentar. Coló tres después del intermedio, incluido uno desde la esquina, con menos de tres minutos por jugar, para que los Hawks colocaran el marcador 98-88 luego que Washington había logrado dos encestes consecutivos.

"Tuve algunas buenas oportunidades en la primera mitad", reconoció Korver. "Pero simplemente tenía que seguir intentando. Uno no puede dejar de disparar".

El tercer duelo de la serie está previsto para el sábado en Washington.

Tal como ocurrió en el primer partido, los Hawks tomaron una ventaja temprana de 10 puntos, pero no pudieron despegarse más de los Wizards.

Washington estaba abajo por 53-46 en el intermedio, empató en el tercer periodo y perdía apenas 80-75 en el inicio del último cuarto. Wall celebró cada enceste desde el banquillo, con la esperanza de que sus compañeros triunfaran pese a su ausencia.