EFE | @MMDEPORTESMX
21 de marzo de 2016 / 01:39 p.m.

Novak Djokovic se vio envuelto en una polémica en torno a la distribución de los premios entre hombres y mujeres, que fue originada por unos comentarios de Raymond Moore, director ejecutivo del torneo de Indian Wells.

"En mi próxima vida, cuando regrese, quiero ser parte de la WTA porque se aprovechan del éxito de los hombres. No toman ninguna decisión y son afortunados. Muy afortunados", dijo Moore durante su charla con los medios durante la última jornada de competición.

"Si yo fuera una mujer tenista, me arrodillaría cada noche y daría gracias a Dios por el nacimiento de Roger Federer y Rafa Nadal. Ellos son quienes han llevado el peso de este deporte", añadió.

Horas después, Moore se disculpó por sus palabras.

Sin embargo, esos comentarios fueron recibidos con repulsa por parte de Serena Williams y Victoria Azarenka, finalistas en el campeonato del desierto californiano. "Considero que esos comentarios son equivocados y muy, muy inciertos", apuntó Williams, subcampeona en Indian Wells.

Cuando llegó el turno de Djokovic, tras su victoria frente a Milos Raonic, el serbio no fue tan tajante en sus observaciones sobre el comentario de Moore, que, según admitió, no fue "políticamente correcto".

El de Belgrado apuntó que se trata de un tema "delicado" y que las mujeres merecen "respeto y admiración" por sus logros, entre los que incluyó el haber logrado que en muchos torneos la recompensa económica sea la misma para ambos géneros.

"Las aplaudo por ello. Honestamente lo digo. Lucharon por lo que se merecían y lo consiguieron. Por otro lado, el mundo de la ATP debería luchar por más (dinero) porque las estadísticas muestran que tenemos muchos más espectadores en los partidos de hombres", indicó Nole.

"Esa es una de las razones por las que pienso que deberíamos ganar más", añadió.

Y recalcó: "Mientras que haya datos, estadísticas e información disponible sobre quién genera más atención y atrae más espectadores, creo que (el dinero) debe ser distribuido justamente".

Cuando se le recordó al jugador que una de las cualidades del tenis profesional es la correlación entre hombres y mujeres de la ATP y la WTA en los torneos, y que Jelena Genci fue su primera entrenadora, contestó: "Tengo un respeto tremendo por lo que están consiguiendo las mujeres en el deporte global".

"Sé por lo que pasan con sus cuerpos, que son tan diferentes a los de los hombres (...) Ya sabés, las hormonas y esas cosas, no necesitamos entrar en detalles. Las mujeres saben de qué hablo. Tengo gran admiración y respeto por ellas al luchar a tan alto nivel", cerró.