AP - @MMDEPORTESMX
7 de marzo de 2016 / 10:05 a.m.

En medio de una campaña espectacular, los Warriors lucieron irreconocibles, sobre todo a la hora de disparar. Los Lakers, en cambio consiguieron su mayor triunfo, en una pésima campaña que marca la despedida de Kobe Bryant.

Jordan Clarkson anotó 25 puntos y D'Angelo Russell agregó 21, para que Los Ángeles derrotara el domingo 112-95 a Golden State y diera uno de los mayores batacazos de la temporada.

Golden State, campeón defensor de la NBA, sufrió apenas su sexta derrota en lo que va de la temporada. Todas han sido en cancha ajena.

Los Warriors cayeron al atinar apenas el 13% de sus disparos de tres puntos, la peor puntería que han mostrado detrás del arco en lo que va de la campaña.

"Nos dieron nuestro merecido", dijo el entrenador de los Warriors, Steve Kerr. "Cuando el balón no está entrando, tienes que jugar con más energía, tienes que defender mejor y ser más fuerte. Hoy no hicimos nada de eso".

Sí lo hicieron en cambio los Lakers.

Bryant añadió 12 unidades y los Lakers lograron por fin algo de qué alardear durante una campaña repleta de tropiezos, la última de su astro, quien pasó todo el cuarto periodo descansando en el banquillo, tras verse aquejado por un dolor en el hombro derecho. Aún sentado, Bryant dio algunos consejos a sus compañeros.

"Él hizo que siguiéramos luchando", afirmó Russell. "Nos dio instrucciones durante todo el partido, incluso desde un costado de la cancha. Nos dijo que siguiéramos presionando, que no esperáramos, y eso funcionó".

Stephen Curry encabezó a los Warriors con 18 tantos en una jornada en que Golden State careció de puntería. Klay Thompson añadió 15 puntos pero el dúo temible de los Warriors se combinó para atinar apenas uno de 18 triples.