TOMÁS VÍCTOR LÓPEZ - @TOMASVICTOR10
12 de abril de 2017 / 05:43 p.m.

Miembro del selecto grupo de personajes que tienen su número retirado en Sultanes, el regiomontano Miguel Flores se integró al Club de Beisbol Monterrey como gerente deportivo.

Miguel jugó como segunda base en los campeonatos conquistados por el equipo regiomontano en 1995, 1996 y 2007.

Además, fue manager de los Sultanes en las temporadas del 2013 y 2014. En su primera campaña como timonel llegaron a la gran final donde perdieron con los Tigres de Quintana Roo en cinco partidos.

“Es una etapa diferente, un nuevo puesto, pero pues es la misma familia de Sultanes, obviamente la prioridad sigue siendo la misma, cuando jugaba quería ser campeón, cuando eras coach, cuando eras manager”, indicó el ex pelotero.

“Ahora en la oficina como gerente deportivo pues es prácticamente a lo que vas a trabajar, a tratar de que el equipo vuelva a ser el equipo contendiente que fue en los 90 cuando ganamos tres campeonatos”.

Indicó que la tarea será dejar atrás esa racha en la que sólo se ha ganado un campeonato en los últimos 20 años.

Miguel Flores es egresado de las Ligas Pequeñas, ganó campeonatos nacionales para Nuevo León a nivel amateur, y jugó en sucursales de los Indios de Cleveland antes de llegar a Liga Mexicana con Sultanes.

“Es un reto, un reto muy bonito y lo aceptamos con mucha felicidad y mucho entusiasmo de tratar de hacer las cosas bien, obviamente es una faceta diferente a lo que hacíamos pero creo que lo más difícil ya lo tengo que es la experiencia y conocimiento del beisbol”, indicó el ex intermedialista.

Miguel reconoció que hubo acercamientos y ofertas para regresar como manager en otros equipos pero aceptó la propuesta de estar en la oficina de Sultanes porque desde la infancia ha sido seguidor del Monterrey.

Indicó que en el beisbol nunca se deja de aprender y en su nueva faceta no será la excepción.

Mencionó que mantiene una relación de amistad con personajes con han dado el paso del terreno de juego a la oficina, como Juan Carlos Canizales, gerente de Yucatán; Grimaldo Martínez,
  directivo del Águila, y ahora Francisco Méndez, en Vaqueros de la Laguna.