martha cedillo
23 de agosto de 2015 / 06:03 p.m.

En la Olimpiada Nacional, Pablo David García fue cuarto sitio pero en la primera edición del Torneo de Aguas Abiertas “Las Glorias de Linares”, el nadador tuvo la oportunidad de corregir su rumbo y obtener el primer sitio de la competencia efectuada en la presa Cerro Prieto.

García fue uno de los 300 competidores que se trasladaron más de 200 kilómetros para probar suerte en la competencia que se celebró con viento en contra –haciendo el oleaje más retador el trayecto diseñado en las aguas linarenses- pero con el entusiasmo de participar en la primera edición de un torneo abierto de Aguas Abiertas.

“En la Olimpiada Nacional me quedé en cuarto sitio y hoy aproveché para sacarme la espina y poder llevarme el primer lugar. Fue un muy buen evento y nadar en aguas abiertas es algo que me gusta mucho”, dijo Pablo García, ganador de la prueba de cinco kilómetros.

García registró un tiempo de una hora con ocho minutos y 51 segundos en la mayor de las distancias convocadas; la segunda plaza fue para Oziel Escamilla con una hora con 13 minutos y cinco segundos y el tercer sitio fue para Alejandro García con una hora con 15 minutos y nueve segundos.

En la rama femenil, Yuridia Ramírez fue la primera en cruzar la meta de los cinco mil metros con tiempo de 1:24’04’’, seguida por Ana Cristina Góngora con 1:26’04’’ y Bárbara Cavazos con 1:26’52’’.

En la prueba de 2 mil 500 metros, Frisek Escamilla fue el más rápido con 39’30’’ y Silvia Garza con 41’32’’.

El evento contó con el aval de la Asociación de Natación del Estado de Nuevo León y fue organizada por la asociación Mente y Cuerpo Unidos por el Deporte en Contra de la Obesidad.

Los participaron disfrutaron de la oportunidad de practicar otra modalidad de la natación, al salirse de los carriles de la alberca y poder enfrentarse al reto de las aguas abiertas.