MARTHA CEDILLO - @MARTHACEDILLO
5 de julio de 2017 / 06:28 p.m.

Aunque han enfrentado una serie de constantes cambios en los lugares de entrenamiento, el clavadista olímpico Rommel Pacheco se muestra optimista y asegura que “el que mejor se adapta sale ganador” por lo que confía subir al podio en el Campeonato Mundial FINA de Budapest.

El olímpico de Beijing 2008 y Río de Janeiro 2016 está entrenando en Monterrey como parte del equipo de la entrenadora china Ma Jin; los seleccionados nacionales entrenan en la fosa de clavados del Centro Olímpico Universitario de la UANL y del CARE del parque Niños Héroes.

Antes de viajar a la Sultana del Norte el grupo estuvo en las instalaciones del CNAR previo a tener que dejar el Centro Acuático Ceforma debido a modificaciones en sus instalaciones.

“Por remodelación tuvimos que cambiar, estuvimos un tiempo en el CNAR y la verdad estaba bastante a gusto ahí, (no) por no venir (a Monterrey, sino) con tantos cambios, el viaje, diferente clima, pero bueno la mitad del equipo quería estar aquí porque es de aquí.

“La competencia será bajo techo y tanto cambio la verdad que no es lo ideal, pero bueno, estamos aquí y la ciudad es muy bonita y sirve que para cuando lleguemos a Budapest (ya con) tanto cambio nada nos va afectar”, señaló.

Pacheco expresó que adaptarse es bueno, pero siempre será mejor tener estabilidad para buscar los mejores resultados.

“Hay que irse adecuando, pero también hay que tener una constancia, si ya teníamos un ritmo de trabajo era mantenerlo, pero bueno, son circunstancias, hay que adaptarse y el que mejor se adapta es el que gana”, declaró el olímpico y medallista de Serie Mundial.

La selección nacional mantendrá sus entrenamientos en tierras regiomontanas hasta el sábado cuando parta a Budapest para el Campeonato Mundial FINA. El grupo que comanda la china Ma Jin es equipo combinado de experiencia y juventud. Los primeros comandados por Pacheco y Jahir Ocampo.