AP - @MMDEPORTESMX
8 de enero de 2016 / 10:47 a.m.

Gary Kubiak cumplió con su palabra y nombró a Peyton Manning como quarterback titular para la postemporada, pese a aclarar que Brock Osweiler no hizo nada malo para ser relegado al banquillo.

"Peyton es nuestro quarterback", comentó Kubiak el 15 de noviembre, día en que Manning renqueó hacia un costado del terreno y cedió los controles a Osweiler. "Si él está saludable y listo, es nuestro quarterback".

Cuando Manning abandonó el encuentro, había sufrido su cuarta intercepción en el encuentro. Ahora, está saludable y listo, como quería el entrenador.

Kubiak pidió que Manning y Osweiler acudieran a su oficina el jueves, cuando los jugadores regresaron de un descanso de tres días. Ahí, les informó la decisión.

"Me siento muy bien por esto", comentó Kubiak. "Me siento bien por la recuperación de Peyton, por su situación física y mental. Podía ver que esto ocurriría durante las últimas dos semanas. Me emociona que él se encuentre listo".

Manning dijo que su pie izquierdo ha mejorado. Incluso, afirmó que se siente mucho mejor tras una ausencia de casi dos meses.

No parece resentir el golpe con el casco que Damion Square le propinó en el pecho al quarterback de 39 años en el partido del domingo.

"Me sentí bien en ese partido, no hubo problemas", dijo Manning. "Y estos últimos dos días me han ayudado de verdad".

Manning elogió a su reemplazo. Aseguró que los Broncos no habrían sido segundos de la Conferencia Americana sin Osweiler.

"Pero yo estoy ansioso por volver", añadió.

Denver disputará el 17 de enero la ronda divisional de la postemporada.

Osweiler reaccionó tal como esperaban Kubiak y el gerente general John Elway: con decepción pero también con determinación.

"Apoyo a Peyton, al entrenador y al equipo", indicó Osweiler. "Van a ver que soy exactamente el mismo que han visto en toda la temporada. Al final, sólo me importa que este equipo gane los partidos. Si el entrenador considera que Peyton le da al equipo la mejor oportunidad, yo apoyo eso".