josé manuel villalva - @elpepesports
26 de octubre de 2015 / 06:48 p.m.

El ala defensiva Greg Hardy ya ha tenido sus problemas en su corto tiempo que ha estado con los Vaqueros de Dallas y no sólo con el incidente en el que aparenta golpear a un coach asistente en el juego ante Gigantes.

Primero fue suspendido por la NFL 10 partidos tras ser acusado de golpear a su novia. El castigo fue reducido a cuatro juegos.

Clarence Hill, del Star Telegram, reporta que ya es la tercera ocasión que Dallas ha tenido que hablar con Hardy sobre su comportamiento.

Ahora Ian Rapoport, del Canal de la NFL, reporta que los Vaqueros se procupó cuando el defensivo llegó tarde al entrenamiento del jueves y no le notificó a nadie. No entró por una enfermedad.

Hardy ya tiene 3 capturas de mariscal de campo en apenas dos partidos en Dallas. El coach Jason Garrett y dueño Jerry Jones están apostando que el talento de su defensivo estrella pueda cambiar el rumbo del equipo.