ap - Multimedios digital
27 de julio de 2015 / 11:27 p.m.

Alex Rodríguez no recuerda haber tenido de joven alguna conversación sobre lo que es seguir jugando a los 40 años de edad.

"Se habla más sobre los 35 años, llegar a la mitad de los 30. En realidad no se habla mucho de los 40", dijo Rodríguez. "Así que, claro, siento algo de orgullo".

A-Rod celebró el lunes sus 40 años durante el primero de la serie en la que sus Yanquis de Nueva York visitan Texas. Fue bateador designado y tercero en el orden ante el equipo que le ofreció su primer gran contrato.

Eso se da un año después de que Rodríguez cumplió años en medio de una suspensión por violar la política de sustancias prohibidas y el contrato laboral.

"Tuve mucho tiempo para pensar y evaluar. Fueron épocas muy oscuras, sin duda", admitió Rodríguez. "Ser capaz de volver este año y reflexionar, y ojalá sea un mejor jugador, pero más importante, una mejor persona durante los próximos 40 años.

Cuando se le preguntó qué le diría un A-Rod de 40 años a un A-Rod de 20 o 30, primero señaló que no estaba en posición de aconsejar a nadie, incluyéndose. Pero luego dijo que hubo un momento en el que conectar cuadrangulares y ser un gran jugador eran lo único que le importaba.

"Pensaba que si conectaba más jonrones, podría justificar cualquier comportamiento fuera del campo", dijo sin especificar. "Y hoy me doy cuenta que así no son las cosas. Pegar cuadrangulares no te hace un buen padre. No te hace un buen amigo. Y sin duda no te hace un buen compañero. Y para mí todo eso es importante".

Rodríguez llegó al juego del lunes bateando para .277 con 23 cuadrangulares y 58 carreras remolcadas. Obtuvo el imparable 3.000 de su carrera el 19 de junio ante Detroit y esta es su temporada 16 con al menos 20 vuelacercas — es cuarto en la lista histórica de jonrones con 677.

El tres veces Jugador Más Valioso es el décimo jugador en activo que tiene al menos 40 años de edad.

El manager de los Yanquis, Joe Girardi señaló que Rodríguez ha sido extremadamente productivo y se ha reestablecido como un jugador de todos los días.

"Seguiré trabajando fuerte. Pensé que abril sería el mes más complicado. Pero luego comencé a recibir más repeticiones, y esperaba seguir mejorando y creo que fue lo que sucedió", dijo Rodríguez. "También es un buen recordatorio para mí de que si juegas limpio y trabajas duro, suceden cosas buenas".