AGENCIAS
12 de septiembre de 2015 / 02:52 p.m.

Seahawks perdió el Super Bowl de manera increíble. En el ataque retornaron el quarterback Russell Wilson, el running back Marshawn Lynch y el wide receiver Doug Baldwin, jugadores que ayudaron al equipo a llegar hasta el Súper Bowl contra Nueva Inglaterra. Y sumaron a uno de los mejores tight ends de la liga, Jimmy Graham.

La defensa de San Luis estará obligada a superar su puesto 17 de la campaña anterior y en preparación para este juego los defensas usaron una camiseta con la frase "No improvises", para recordarse que deben atenerse a los planes de su coordinador y así evitar que Wilson, una amenaza como mariscal que puede lanzar y correr, les repita la dosis de más de 100 yardas avanzadas por tierra en uno de los duelos de 2014.

Interesante también será ver a Nick Foles en los controles por los Rams. En los Eagles tuvo una buena carrera que se interrumpió el año pasado por una fractura de clavícula y ahora es la apuesta de futuro para San Luis. En su primera cita ante una defensa temible tiene una ventaja mínima ya que los Seahawks no contarán con el safety Kam Chancellor, quien se niega a jugar porque quiere renegociar su contrato.