CORTESÍA LA AFICIÓN - @MMDEPORTESMX
27 de noviembre de 2017 / 12:46 p.m.

Con un nocaut en segundo round, el ruso Sergey Kovalev conquistó el campeonato mundial semicompleto de la Organización Mundial de Boxeo al obligar al referi a detener la contienda por exceso de castigo.

Con cuatro caídas en menos de seis minutos, Vyacheslav Shabranskyy no fue un rival al nivel de Kovalev y a pesar de haber entrado con un buen ritmo con un buen trabajo de jab, el contragolpeo del ex campeón ruso lo terminó doblegando.

Krusher Kovalev, quien venía de dos derrotas consecutivas ante Andre Ward, salió de la mala racha con el nocaut en segundo episodio.

“Quiero mostrar quién es el mejor de los semicompletos. Hay varios que quieren pelear conmigo. Estoy listo para unificar. Soy un atleta. Quiero hacer grandes peleas. Quiero ponerle palomita a Adonis Stevenson”, declaró el peleador que mejoró su foja a 31 victorias, 2 derrotas y un empate.

El ruso mostró mejoras en su jab y defensa, aunque no fue infalible pues Shabranskyy logró meter una derecha que logró lastimarlo. Ese golpe fue la señal para Kovalev de comenzar a presionar y mandó inmediatamente a la lona a su rival. No dejó de presionar hasta volverlo a mandar a la lona, pero no logró detener la pelea en el primer round, fue hasta el segundo en el que con dos caídas más, el referi detuvo las acciones.

Con este resultado, Shabranskyy sumó su segundo descalabro profesional.

En la misma cartelera, Yuriorkis Gamboa se salvó de una segunda derrota gracias a los jueces que le dieron el triunfo con una amplia decisión sobre el boricua Jason Sosa.

Gamboa, quien fue vencido por el mexicano Robinson Castellanos en mayo pasado, buscaba lucir para poder volver a ponerse en posición de disputar un título mundial y una derrota hubiera sido catastrófica.