TOMAS VÍCTOR LÓPEZ | @TOMASVICTOR10
27 de abril de 2016 / 11:30 p.m.

Luego de perder los primeros cuatro partidos contra Sultanes, los Satraperos vinieron de atrás para ganar este miércoles 8-6 al Monterrey y empatar la serie a un triunfo por bando.

El equipo de Saltillo fabricó las dos carreras de la diferencia en el noveno episodio, sobre el cerrador dominicano, Wirfin Obispo.
En el noveno episodio, Mario Lisson conectó doble, y luego de un “balk” y dos bases intencionales, los visitantes llenaron la casa.
Una rola difícil de Marquez Smith por las paradas cortas produjo la carrera de la diferencia y luego un wild-picth permitió la otra.

El ex Sultán, Edgar Quintero, regresó al estadio Monterrey para jugar como cuarto bate de los Saraperos. Se fue de 4-1 con una carrera empujada.

“Estoy muy contento, ahora estoy defendiendo al equipo de Saraperos, como profesional tengo que dar mi máximo con ellos y muy contento porque estamos ocupando la mayor cantidad de juegos ganados posibles y ahora gracias a Dios se dio para nosotros”, declaró Quintero.

El Monterrey se había puesto adelante 4-0 con dos carreras en la primera entrada, y otras dos en la tercera, este último par producidas por Agustín Murillo.
Los visitantes se acercaron con jonrón de tres carreras de Christian Zazueta en el cuarto capítulo.

El Monterrey se colocó 5-3 con carrera producida por Walter Ibarra en el cierre de la cuarta.

En la séptima, Saltillo fabricó otras tres después de que Mario Lisson se ponchó en lo que debió ser el tercer out, pero el lanzamiento picado permitió anotar a Justin Green y a Lisson llegar hasta segunda.
Luego un hit al cuadro de Quintero produjo una y doble de Marquez Smith agregó la otra.

El pitcher ganador fue el zurdo Jorge Luis Ibarra, cuarto de cinco lanzadores utilizados por el manager Noe Muñoz. Francisco Cruceta se apuntó el salvamento.

La derrota fue para Wirfin Obispo. Sultanes jugará este jueves en Saltillo y el viernes abrirá serie en casa ante los Rieleros de Aguascalientes.