josé manuel villalva - @elpepesports
24 de octubre de 2015 / 03:03 p.m.

Daniel Murphy disparó otro bambinazo y levantó el brazo derecho: su nombre se instaló en los libros de récords y los Mets de Nueva York avanzaron a la Serie Mundial.

Alcides Escobar dejó su huella con un sencillo, un doble, un triple y un toque. Así se convirtió en el primer pelotero que comienza cuatro partidos consecutivos de postemporada con un hit, y se llevó el premio al jugador más valioso de la serie de campeonato de la Liga Americana con los Reales de Kansas City.

Este ha sido un octubre mágico para ambos.

Lejos de ser superestrellas o los jugadores mejor pagados en sus equipos, Murphy y Escobar se convirtieron en los casos más recientes de jugadores que brillan cuando están en el escenario más importante.

Murphy probablemente esté teniendo el mejor mes de su carrera. Después de conectar 14 jonrones durante la temporada regular, su máxima cifra en siete años en las mayores, lleva siete en nueve partidos en los playoffs. Disparó cuatro vuelacercas, bateó de 17-9 y remolcó seis carreras en la barrida de los Cachorros de Chicago para adjudicarse el trofeo al jugador más valioso de la serie de campeonato de la Liga Nacional.


DANIEL MURPHY

Y justo cuando está a punto de convertirse en agente libre.

"Es increíble", dijo el inicialista de los Mets, Lucas Duda, después del cuarto partido. "Ahora mismo está en otro planeta".

El Planeta de los Playoffs.

Escobar también está encendido con el bate. El torpedero venezolano, que tiene promedio de .262 en ocho campañas, se convirtió en toda una pesadilla para los lanzadores de los Azulejos de Toronto.

Terminó la serie de campeonato con 11 hits en 23 turnos (.478), anotó seis veces y remolcó cinco. Escobar encabeza a todos los jugadores con 17 hits esta temporada, uno más que Murphy.

ALCIDES ESCOBAR

Escobar también ha jugado una defensa impecable, incluyendo una espectacular atrapada en una línea bateada por Russell Martin en el segundo partido ante Toronto.

"Juega mejor cuando hay más presión, entonces es que más se concentra en realizar su trabajo", comentó el manager de los Reales, Ned Yost.