14 de octubre de 2014 / 04:09 p.m.

El arquero azulgrana platicó sobre su adaptación y aprovechó el momento para hablar de algunos jugadores del club.

"Lo puedo decir claramente: Son gente normal. Necesitan comer, beber, ir al baño... Son dos personas encantadoras, amables, serviciales, y eso para mí es básico".

"Para mí, un idiota es siempre un idiota, más allá de los logros que haya conseguido. Pero en nuestro equipo son todos muy grandes. Y ellos dos son muy buenos chicos" finalizó.

REDACCIÓN