REDACCIÓN
29 de septiembre de 2014 / 04:37 p.m.

Esto ocurrió en un partido de hockey sobre patines en donde Ferrer imitó a Suárez mordiendo a su rival pero después se arrepintió.

"No, no, no está bien", mencionó el jugador, "se me ha ido la castaña. Ha sido un cruce de cables muy fuerte".

"Le he pedido perdón a Panadero, aunque sabía que no era el momento porque estábamos en caliente", agregó.

Ferrer esta consiente que esto puede traer consecuencias como ser suspendido.

"Son cosas que no se han de repetir y obviamente si ha de haber una sanción, a acatarla y punto, espero que no me jodan cuatro meses como al otro", en alusión de Suárez.