24 de junio de 2013 / 01:42 a.m.

Madrid • Una mujer de 26 años fue arrestada en la ciudad española de Alicante acusada de tentativa de asesinato de su bebé recién nacido, al que se rescató del desagüe de un edificio, informó hoy el Ministerio del Interior.

El niño de dos días de vida, que tenía el cordón umbilical y estaba envuelto en bolsas de plástico, quizá estuvo atrapado alrededor de 40 horas en una parte donde confluyen los desagües del conjunto de viviendas, en un hueco de un metro cuadrado.

Un vecino alertó a los bomberos a las dos de la mañana del domingo sobre que en un principio se pensó que serían los maullidos de un gato atrapado en el interior de la tubería del desagüe, dijo el ministerio en un comunicado.

El bebé, que pesaba 2.1 kilogramos, fue trasladado a un hospital, donde se encontraba en estado grave aunque su vida no corría peligro. Sufrió fractura en un brazo y otras lesiones no detalladas.

El ministerio dijo que investigadores de la Policía determinaron que una mujer, de la que no se facilitó el nombre, vivía en el edificio y se internó el 21 de junio en el Hospital General de Alicante, donde había dicho al personal médico que había sufrido un aborto.

Cuando la Policía llegó al hospital a interrogarla, la mujer reconoció que no quería tener al bebé y que carecía de dinero para hacerse un aborto.

Según el ministerio, la madre quedó detenida y se emprendieron las investigaciones para determinar si ella actuó sola o si recibió ayuda de alguien más para deshacerse del bebé arrojándolo al desagüe comunal del inmueble.

En mayo, socorristas en el este de China extrajeron a un bebé recién nacido que estaba atrapado en una tubería del desagüe después de que su madre intentara dar a luz en secreto.

AP