15 de abril de 2013 / 01:39 p.m.

Rasa Veliute, una voluntaria de 23 años del zoológico de Klaipeda, un puerto en la costa del Báltico, dijo que se llevó los cachorros a su apartamento hace cuatro meses cuando su madre comenzó a mostrarse negligente hacia ellos.

Los pumas, de nombre Kipsas, Gipse y Kinde, comen mucho pollo y se llevan bien con su perro pastor de la Europa oriental, señaló Veliute.

En Lituania no hay leyes que prohíban mantener a los animales en los hogares, y el zoológico no se opuso a la iniciativa de Veliute. Pero la mujer les dijo a los reporteros el viernes que los pumas han crecido rápidamente y probablemente volverán al zoológico a mediados de año.

AP