MAYELA SANTOYO
16 de enero de 2015 / 05:05 a.m.

El sueño de Darío Ramos Ortiz, un joven de 19 años de edad que sufre distrofia muscular de "Duchenne", se hizo realidad al conocer, por primera vez en su vida, a un jugador del equipo de sus amores, los Tigres.

Y fue como regalo doble, la noche de este jueves en un concierto de música organizado en el centro de la ciudad, Darío conoció a los jugadores felinos Nahuel Guzmán y Guido Pizarro.

"Como a los ocho años fui a ver un partido y me gusto el estadio y el equipo, era un partido amistoso contra Dorados y quedaron 1-0.

Dario destaco que fue una de las mejores experiencias de su vida ya que Nahuel es un gran portero: "Es un portero atrevido, que sale e intenta salvar la portería, me gusto como jugo la liguilla", destacó el joven.