27 de agosto de 2014 / 02:03 p.m.

El cañonero de los Medias Rojas de Boston, Mike Napoli, conectó ayer un monstruoso cuadrangular de 451 pies en la parte alta de la onceava entrada del partido contra Toronto, para encaminar a su equipo a una victoria de alarido en patio ajeno.

Con el trallazo de Napoli, Boston tomó una ventaja definitiva, pues se llevó por delante a dos corredores para poner la pizarra 9-4 en esos momentos, algo que resultó crucial, pues en la parte baja de ése episodio los Azulejos anotaron tres carreras, pero no fueron suficientes y el duelo finalizó 9-7 a favor de los patirrojos.

Your browser does not support iframes.

REDACCIÓNYour browser does not support iframes.