5 de febrero de 2014 / 01:49 a.m.

Néstor Araujo aseguró que el próximo sábado ante Tigres tratarán de saldar una cuenta que dejaron pendiente en la pretemporada.

Sabe de la rivalidad que existe entre estos dos equipos y como tal toma este duelo de la Jornada 6, a disputar en el Estadio Universitario.

"Es un partido especial por lo que he visto en la región, sé que es ganar a como dé lugar este encuentro y como jugador de Santos quiero ganar este y todos, aunque sé que hay un ingrediente especial en esta confrontación", aseguró.

El zaguero considera que sí influye el ambiente en el Universitario. "Así es con un equipo que siempre llena y su afición lo acompaña a donde va, pero para uno como jugador es una motivación jugar con estadio lleno, aunque la gente grite de todo, a mi me gustan así los retos", dijo.

Tigres es un rival peligroso

Araujo declinó dar un favorito en este duelo, ya que es algo que no le gusta, pero sabe que Tigres es un rival peligroso, con buenos jugadores y hay que encararlo como si fuera el mejor equipo para poder sacar esto adelante.

Además, señaló que la humildad con la que se encare este partido va a tener mucho qué ver para sacar los puntos".

Aunque Tigres haya anotado sólo un gol en cinco partidos, no es motivo para relajarse, pues "ya jugamos en pretemporada y nos metieron tres, ahí la tenemos clavada. Este partido me gusta porque no me gusta perder ni en amistosos".

"Los equipos de Tuca siempre son peligrosos, no se les han dado resultados, vamos a tratar de iniciar una buena racha, trataremos de trabajar con humildad para poder estar en liguilla", agregó.

En el tema defensivo de Santos, Néstor señaló que para lograr mantener una buena zaga considera que lo principal es el esfuerzo.

"Siempre lo he dicho, que la defensa empieza con Oribe, el equipo ha estado bien en cuanto a principios defensivos, recorridos y esto es gracias al trabajo de todos. Tigres va a ser una buena prueba para nuestra defensa, Lucas Lobos y compañía son muy peligrosos y vamos a ver de qué estamos hechos, pero trataremos de mantener el cero atrás".

Expuso que las circunstancias marcaron el rumbo de sus primeros partidos, "en los primeros dos partidos expulsiones, es muy difícil jugar con uno menos y ahora le tocó al Toluca tener uno menos, lo cual le costó mucho, así que pienso que son circunstancias, ahora me parece que estamos bien y pensando en calificar a la liguilla, que es lo que se quiere", afirmó.

Mientras tanto, el equipo continuó su preparación para la visita que hará a Tigres, este martes Javier Orozco continuó con su recuperación tras la lesión muscular.

CARLOS HERNÁNDEZ