AP
16 de octubre de 2016 / 05:20 p.m.

Pese a una molestia en la cadera, Odell Beckham Jr. transformó una jugada de cuarta oportunidad y una en un touchdown con 1:24 por jugar y los Gigantes de Nueva York rompieron una racha de tres derrotas al doblegar 27-23 a los Cuervos de Baltimore.

Beckham recibió el pase corto y avanzó 66 yardas para encaminar a los Gigantes a la victoria número 700 en la historia de la franquicia. El receptor fue la figura más destacada, con todo y que en el segundo cuarto tuvo que retirarse al camerino por el dolor en la cadera.

Reapareció tras al descanso e impulsó a los Gigantes (3-3) cuando parecían condenados a otra derrota. Lo hizo con un pase atrapado para un touchdown de 75 yardas y una recepción de 43 yardas que facilitó uno de los dos goles de campo de Brown.

Los Cuervos (3-3) perdieron su tercero en fila, dejando escapar una ventaja 23-20 en los últimos minutos.

Beckham acabó con ocho pases atrapados para 222 yardas.