AP - @MMDEPORTESMX
25 de mayo de 2017 / 06:48 p.m.

Víctor Cruz bailará salsa ahora en Chicago, tras firmar el jueves un contrato por un año con los Bears.

Los Bears buscaban un receptor, luego que Alshon Jeffery, seleccionado para el Pro Bowl, se marchó a Filadelfia. Han optado por Cruz, exreceptor de los Giants de Nueva York, con la esperanza de que pueda encontrar su viejo brillo y les brinde una opción fiable junto con Kevin White, otro jugador propenso a lesiones.

Cruz, de ascendencia puertorriqueña, fue un receptor temible con los Giants, a quienes ayudó en la conquista del Super Bowl. Pero varias lesiones graves lo marginaron de la actividad deportiva durante largo tiempo, y Nueva York lo dio de baja en febrero, luego de siete temporadas.

The Giants will forever be family. But for now, Bear down!!! 🐻⬇️

Una publicación compartida de Victor Cruz (@teamvic) el

“Los Giants serán por siempre mi familia”, publicó Cruz en Instagram, antes de recalcar que está feliz por llegar a los Bears.

Cruz suma 303 recepciones para 4.549 yardas y 25 anotaciones. Los problemas de rodilla y pantorrilla obligaron a que se perdiera buena parte de la temporada de 2014 y la totalidad de la campaña de 2015.

El año pasado, capturó 39 pases, incluido uno de touchdown. Fue la única ocasión en que pudo realizar su característico festejo, bailando salsa en la zona de anotación.

Los Bears están reestructurando su ataque luego de finalizar últimos de la División Norte de la Conferencia Nacional, con 3-13. Junto con los cambios en la posición de receptor, apuestan a un nuevo quarterback.

Dieron de baja a Cutler tras ocho temporadas y contrataron a Mike Glennon. Asimismo, reclutaron a Michael Trubisky como la segunda selección del draft y se hicieron de los servicios del veterano Mark Sánchez como sustituto.