18 de febrero de 2014 / 06:58 p.m.

Un Jonathan Orozco duro en la autocrítica, reconoció que la institución del Monterrey no está para estar pasando por esta mediocridad y de paso hizo un llamado por recuperar esas bases que lo llevó, hasta hace poco tiempo, a consolidar una época dorada con cinco títulos.

El portero de los Rayados señaló que no es él quien decide la continuidad de José Guadalupe Cruz en el banquillo del equipo, pero compartió su sentir por el mal momento que atraviesan y opinó que necesitan cambiar ciertas cosas para volver a los primeros planos.

"Eso no me toca a mí decidirlo (la continuidad del Profe Cruz). Nosotros estamos trabajando al día, haciendo lo que nos pide el Profe. No podemos aventurarnos y estar pensando en algo que no ha pasado y no sabemos si va a pasar.

"Tenemos que estar unidos. La institución no está para estar en este tipo de mediocridad, porque es la verdad. Tenemos que salir de aquí. Tenemos que regresar a esas bases, lo que le dio al Monterrey tener una época dorada... y tiene que ser lo antes posible", advirtió.

Orozco atribuyó que el rendimiento tan bajo de 6 puntos de 21 posibles que cosecha el Monterrey también se debe a la mala fortuna que han tenido desde bajas por lesiones, hasta juagadas claves en las que han dejado de anotar.

"Estamos apenados con la gente, avergonzados, no solo con ellos, sino con nosotros mismos, porque no es lo que nosotros teníamos presupuestado.

"La verdad no podríamos echarle en cara muchas cosas al Profe (Cruz), ha trabajado bien, hemos trabajado bien, tenemos muchos lesionados, no es excusa. Pero hemos tenido una racha muy mala, de mala fortuna, donde hay compañeros que se han quedado fuera (por lesión) y eso es muy lamentable para el equipo porque todos son necesarios.

"Tuvimos para ganar (contra León) en una jugada de gol pero Christian Martínez la atajó muy bien, luego tuvimos el empate en el poste de Neri, entonces la fortuna no la traemos. Está muy trillado y la gente ya no quiere pretextos, pero la gente debe entender que si nos va mal, dejamos de ganar dinero y antes de dejar ganar dinero, perdemos prestigio y el prestigio es lo más importante. No podemos seguir así. Hay que revertir", reconoció.

JAIME GARZA