MARTHA CEDILLO
7 de abril de 2014 / 01:20 a.m.

A pesar de la dolorosa derrota en la final del Abierto de Monterrey ante Ana Ivanovic, Jovana Jaksic disfrutó el partido, sabedora de que la misión era complicada pero aún así se esforzó para jugar su mejor tenis.

Como fue su costumbre durante el torneo, Jovana bailó al final del partido con una sonrisa que obligó a al público acompañarla con los aplausos.