26 de mayo de 2014 / 05:53 p.m.

"La selección tiene grandes centrales y un dúo que ha venido a jugar", señaló el jugador en rueda de prensa en referencia a la pareja Pepe-Bruno Alves, titulares indiscutibles en los últimos torneos disputados por los lusos.

El zaguero, de 26 años, admitió que será "difícil" ser titular en la Copa del Mundo, aunque intentará complicarle la vida al seleccionador Paulo Bento a la hora de tener que decidir el once.

"Voy a intentar dejar mi marca, juegue o no, eso depende del seleccionador", afirmó en la rueda de prensa celebrada en Óbidos, localidad a 80 kilómetros al noroeste de Lisboa en la que se concentra el equipo de "las quinas".

El defensa aseguró no conocer el estado físico del central del Real Madrid, después de que una lesión no le permitiera jugar el sábado la final de la Liga de Campeones con los "merengues", lo que podría abrir a Neto las puertas de la titularidad.

El Mundial de Brasil es la primera competición a la que acude Neto con el equipo nacional, ya que sólo había sido internacional en seis ocasiones durante su carrera profesional.

La prensa lusa especula con un posible retorno de Neto a Portugal para suplir una teórica marcha del defensa del Benfica Ezequiel Garay, quien podría salir de las "águilas" rumbo a uno de los grandes de Europa.

Neto se formó en las categorías inferiores del equipo de su ciudad natal, el Varzim, para dar el salto al Nacional de Madeira en 2011 y al año siguiente se marchó a Italia para jugar en el Siena.

Desde 2012 juega en el Zenit de San Petersburgo, conjunto comandado por el técnico portugués André Villas-Boas, con el que Neto ha sido titular indiscutible esta temporada y tras jugar 24 partidos de los 30 que tiene la Liga rusa.

Portugal forma parte del grupo G del Mundial junto con Alemania, Ghana y Estados Unidos, uno de los más complicados de la competición.

Los lusos jugarán su primer partido contra los germanos en Salvador el próximo 16 de junio.