JOSÉ MANUEL VILLALVA
9 de diciembre de 2014 / 10:38 p.m.

La prensa británica esta molesta con el nivel de igualdad que el basquetbolista de los Cavaliers LeBron James mostró cuando rompió el protocolo de la realeza al ponerle encima su brazo a la Duquesa de Cambridge Kate Middleton después del partido contra los Nets de Brookyln.

Departe de los Cavaliers James le estaba entregando un jersey con dedicación para el príncipe George y el jugador decidió poner el brazo alrededor de la princesa Middleton.

En diarios británicos, experto en el protocolo criticó a LeBron “los norteamericanos son mucho más “táctiles” que nosotros los británicos y este es otro ejemplo de son más sensibleros con la realeza británica”.

Otra cosa que causó enojo es que LeBron James no se había bañado después del juego cuando puso brazo alrededor la Duquesa.