28 de mayo de 2014 / 03:00 a.m.

Si la afición quiere despedirse de la selección mexicana este miércoles en el estado Azteca, cuando mida fuerzas con su similar de Israel, y no tiene boleto, el desembolso para adquirir uno deberá ser de entre 500 y mil 500 pesos.

En estos casos, los mayores beneficiados son aquellos personajes que de manera misteriosa y como si fueran unos verdaderos "magos" tienen en sus "arcas" cientos de boletos, quizá miles, en espera del hombre o mujer que desesperado por mostrar su lado patriota esté dispuesto a pagar lo que piden.

Alrededor del "Coloso de Santa Úrsula" se puede observar a estas personas que de manera discreta, aunque todos saben quienes son ellos, ofrecen las entradas que tienen en su poder.

"Los están dejando entre 500 y mil 500 (pesos), y dicen que mañana, conforme se acerque la hora del juego, aumentarán su precio, si es que todavía tienen", indicó un aficionado con tono molesto en su voz.

Además de tener que invertir esa cantidad, el problema también radica en que las entradas no sean falsas, porque de ser así, el precio será mucho más caro de lo que pagaron por él.

Este duelo será el último contacto que tendrá el "Tri" con sus seguidores en el país, porque el jueves viajará a Estados Unidos, donde sostendrá tres partidos amistosos, ante Ecuador, Bosnia y Portugal, en el cierre de su preparación, antes de debutar en la Copa del Mundo Brasil 2014 ante Camerún, el 13 de junio en Natal.

NOTIMEX