4 de abril de 2014 / 05:55 p.m.

Mucho alaban el nuevo diseño de la nueva camisa de la Selección de Inglaterra, misma que utilizará en la copa mundial de Brasil 2014.

Pero no todos están conformes, y este es el caso de David Cameron, primer ministro británico, quien avivó la polémica sobre el precio de la prenda, que al cambio son unos 108,75 (casi 150 dólares) euros en su edición limitada y 72,5 (casi cien dólares) euros en la normal, unos 1300 pesos y dos mil pesos respectivamente.

En declaraciones a la BBC, Cameron criticó abiertamente el precio de la camiseta.

"Los padres están bajo una enorme presión para comprar la nueva equipación y no se debería aprovechar esa situación".

Pero Cameron no ha sido el único que ha puesto el grito en el cielo. La ministra británica de Deportes, Helen Grant, reclamó este jueves a Nike, la firma que elabora la prenda, que reduzca el precio de la camiseta. Sin embargo, la multinacional estadounidense descartó la posibilidad.

"A Nike le gustaría reiterar que la réplica de la nueva equipación inglesa estará disponible para los aficionados por 72,5 euros. También habrá un número limitado de camisetas por 108,75 euros, pero representa menos del 1% de la mercancía", apuntó la compañía de Oregón mediante un comunicado.

La versión cara, explica la página web de Nike, es casi totalmente blanca y es exactamente igual que la que usarán los jugadores en Brasil. Está hecha con el mismo material, ajuste y terminaciones, además de una mejora en la tecnología de refrigeración, añade en su explicación Nike.

REDACCIÓN