20 de julio de 2014 / 03:11 a.m.

A las 20:00 horas comenzó la caravana de los aficionados de los Tigres quienes desde la unidad deportiva Tuckson tomaron camino hasta el estadio Jalisco.

Los Libres y Lokos llegaron a Guadalajara para ver el debut de los Tigres y lo hicieron cantando, algunos temas fueron contra la barra 51 y sus tradicionales canciones de Incomparables e Incomparable hay una sola eran coreadas por los cerca de 500 fanáticos que hicieron el viajedesde el norte del país.

Para este partido no hubo un operativo especial de la policía municipal de Guadalajara, pues los mismos elementos que se utilizaron para un partido normal fueron asignados para esta noche.

Los efectivos municipales reportaron saldo blanco al ingreso de los miembros de los grupos de animación de los tapatíos.

JESÚS HERNÁNDEZ