AP
28 de agosto de 2014 / 04:48 p.m.

Dos grandes del fútbol europeo, Real Madrid y Liverpool, volverán a verse las caras en una fase de grupos de la Liga de Campeones que promete muchos reencuentros.

Con el objetivo de ser el primer club que retiene el título más prestigioso del fútbol en 25 años, el Madrid, ganador de 10 coronas, se topará con el cinco veces campeón Liverpool. El partido de ida es el 22 de octubre en Anfield.

"Será un juego muy duro en su estadio", expresó Cristiano Ronaldo, atacante del Real Madrid, que también se medirá con el Basel suizo y el club búlgaro Ludogorets Razgrad. "Creo que, en general, el grupo es bueno. Será bueno para Real Madrid".

Los enfrentamientos entre estos equipos incluyen victorias para los ingleses en la final de 1981 y una paliza de 4-0 en Anfield en octavos de final hace seis años.

Los atacantes Luis Suárez y Zlatan Ibrahimovic podrían regresar a la casa del Ajax, club en el que jugaron antes, cuando sus respectivos equipos, Barcelona y París Saint-Germain, visiten en un grupo que completa el APOEL chipriota.

Suárez podrá jugar el 5 de noviembre en la Liga de Campeones tras cumplir su castigo de cuatro meses por morder cuando el Barcelona visite Amsterdam. Ahí fue donde le dieron el apodo de "Caníbal del Ajax" por morder a un contrario en un partido por la liga holandesa en 2010.

Andoni Zubizarreta, director deportivo del Barcelona, anticipó una competencia reñida contra equipos que tienen estilos diferentes. "Cuando vienes al sorteo tienes que saber que siempre te toca un equipo grande", comentó.

"En la Champions todos los equipos te crean problemas. Si te confías, cualquier equipo es complicado. Nos encontraremos con tres estilos diferentes de hacer fútbol. Con el PSG ya hemos jugado; será un gran partido; es un gran club con opciones individuales y grupales de gran nivel. El Ajax ya nos ha enseñado que juega muy bien. El APOEL es un equipo que pelea mucho; nos va a poner las cosas difíciles", apuntó.

El sorteo revivió varias rivalidades entre equipos alemanes e ingleses: Bayern Munich enfrentará a Manchester City mientras que Arsenal comparte grupo con el Borussia Dortmund, ambos por tercera vez en cuatro campañas.

Bayern y el Man City también se enfrentaron al CSKA de Moscú la temporada anterior y ahora se les une la Roma, para formar quizá el grupo más duro del torneo.

"Creo que este es el grupo más complicado", dijo el director de fútbol del Man City, Txiki Begiristain. "Estamos listos a pelear por todo".

La fase de grupos comenzará el 16 y 17 de septiembre, y los dos primeros de cada sector avanzarán a la siguiente ronda. Los 32 equipos se repartirán premios ascendentes a 1.000 millones de euros (1.3450 millones de dólares).

Entre Madrid y Liverpool poseen casi la mitad de los 36 títulos europeos.

Liverpool, segundo de la liga Premier la temporada pasada, regresa a la Liga de Campeones tras una ausencia de cuatro años.

"La campaña pasada trabajamos duro para este objetivo", dijo el técnico del equipo, Brendan Rodgers. "Queríamos llevar al Liverpool a una competencia de la que somos sinónimos".

Arsenal y Dortmund, que llegaron a la final pero cayeron en años recientes, jugarán contra el Galatasaray turco y el Anderlecht belga.

"Seguro, conocemos mejor al Arsenal", dijo el técnico del Dortmund, Juergen Klopp.

Atlético de Madrid, campeón de España y finalista de la última Champions que perdió en tiempo extra ante el Madrid, jugará contra Juventus, Olympakos y Malmo.

Para el director deportivo del Atlético, José Luis Pérez Caminero, todos sus rivales son equipos duros pero destacó las virtudes de la Juve, el campeón de Italia las tres últimas temporadas.

"Ha conquistado el scudetto en las tres últimas ediciones, batiendo récord de puntos en el último campeonato. Es uno de los clubes históricos en esta competición, acostumbrado a obtener éxitos. Tiene enormes jugadores como Pirlo, Buffon, Pogba, Vidal, Llorente, Tevez... Serán dos partidos muy difíciles", analizó.

Mónaco, el equipo del delantero colombiano Radamel Falcao y subcampeón de la Champions en 2004, enfrentará a Benfica, Zenit de San Petersburgo y Bayer Leverkusen, mientras que Athletic de Bilbao, de regreso en la fase de grupos tras 16 años, jugará contra Porto, Shakhtar Donetsk y BATE Borisov de Bielorrusia.

Por razones de seguridad, la UEFA ordenó que Shakhtar juegue sus partidos como local en la ciudad de Lviv, en el occidente de Ucrania, por el conflicto armado en Donetsk entre tropas del gobierno y separatistas pro-Rusia.

La UEFA paga 8,6 millones de euros (11,5 millones de dólares) a cada equipo para disputar la fase de grupos, además de un millón de euros (1,34 millones de dólares) por cada victoria, y 500.000 euros (670.000 dólares) por cada empate. Los clubes también reciben dinero por los derechos de televisión.

La final se jugará el 6 de junio en el Estadio Olímpico de Berlín.

Aquí los grupos de la Champions: