23 de marzo de 2013 / 12:06 a.m.

Kimi Raikkonen confirmó que no fue casualidad su victoria en Australia para poner en marcha la temporada de la Fórmula Uno, al lograr el mejor tiempo el viernes en las prácticas del Gran Premio de Malasia.

El finlandés dio la sorpresa al ganar el Gran Premio de Australia el fin de semana pasado, y ahora suma triunfos en dos de las tres últimas carreras desde la temporada pasada de la Fórmula Uno.

Se esperaba que su bólido Lotus le diese batalla a los Red Bull y Ferrari, pero no que los superara como hizo hasta ahora.

"Sabremos más el fin de semana, pero hasta ahora fue un buen día", comentó el director técnico de Lotus, James Alison. "El vehículo luce bastante feliz aquí".

Raikkonen superó por .019 segundos al campeón mundial Sebastian Vettel (Red Bull). También cuenta con la ventaja de que el propio equipo admitió que favorecerá al finlandés sobre su compañero Romain Grosjean, sexto en los ensayos del viernes.

"Sólo tenemos un kit, y decidimos usarlo con Kimi, y Romain tiene esa desventaja", comentó Alison. "Eso pasa por no tener pruebas durante la temporada, y tratas de mejorar los bólidos lo más rápido posible, y usualmente eso significa que vas a tener un kit antes de tener el segundo, y eso significa que un piloto lo puede probar antes que esté listo el segundo".

El brasileño Felipe Massa y el español Fernando Alonso, de Ferrari, entraron en tercero y cuarto lugar respetivamente, seguidos del compañero de equipo de Vettel, el australiano Mark Webber, quien había registrado el tiempo más veloz en la primera sesión de práctica.

En tanto fue otro día de contrariedad para McLaren, que ha tenido dificultades desde la reconfiguración de su coche antes de la temporada. El mexicano Sergio Pérez, quien estaba con Sauber y se incorporó a McLaren esta campaña, fue undécimo, seguido del campeón de 2009, el inglés Jenson Button, que entró duodécimo.

"(El vehículo) se siente mejor en la pista seca que en Melbourne, pero de todas formas su ritmo no se compara con el de los vehículos líderes", expresó Button. "Identificamos otras mejoras que podemos hacer antes de mañana, lo que es esperanzador, y fue un buen día de aprendizaje".

Al término de la segunda sesión, el director deportivo de McLaren, Sam Michael, dijo que había señales alentadoras desde Australia, donde Button terminó noveno, aunque no precisó la fecha en la que el bólido podría comenzar a competir con los de Red Bull y Ferrari.

"Es muy difícil hacer pronósticos cuando se intenta superar dos o tres aspectos del coche", apuntó. "McLaren tiene una historia en la que se ha recuperado con bastante firmeza de situaciones como ésta. Ya lo han hecho antes".

Lewis Hamilton, quinto en Australia con su nuevo equipo Mercedes, no exhibió la misma velocidad en Malasia y fue noveno en ambas sesiones.

Alonso, que ganó la carrera de Malasia el año pasado y terminó segundo en Melbourne la semana previa, expresó confianza que su bólido podrá seguirle el paso a Raikkonen.

"El vehículo funcionó bien en todas las condiciones, y esas son muy buenas noticias", dijo el español. "Puede llover en cualquier momento, y en una pista donde la degradación de las llantas es mucho mayor que en Melbourne".

La segunda sesión se efectuó en condiciones nubladas y una lluvia persistente que caía en la pista de Sepang cuando faltaban 30 minutos para que terminara. El asfalto se volvió algo resbaladizo y afectó a varios pilotos.

AP