12 de diciembre de 2014 / 11:33 p.m.

 

Con goles de Isco, el galés Gareth Bale y doblete del portugués Cristiano Ronaldo, Real Madrid ligó su doceava victoria al hilo en la Liga de España, tras derrotar 1-4 al Almería en el duelo inaugural de la jornada 15.

Aunque no todo fue miel sobre hojuelas, pues el club “blanco” se impuso con susto de por medio, pues el arquero Iker Casillas se vistió de héroe al parar un penal que representaba el hipotético 2-2.

Ante la falla, el cuadro local, que está en pleno cambio en su dirección técnica, se desplomó y sobre los últimos 10 minutos permitió dos anotaciones, que provocaron un resultado final abultado y engañoso.

En el minuto 34 se abrió el tanteador, con cambio de juego del francés Karim Benzema que Isco bajó con maestría, un par de amagues y se abrió espacio suficiente para sacar el riflazo de derecha.

Cinco minutos después contestaron los “rojiblancos”, también con una diana de gran manufactura cortesía de José Antonio García “Verza”, quien aprovechó un rebote para prender el esférico desde fuera del área.

Para tranquilidad de los pupilos del italiano Carlo Ancelotti, al 42 llegó un centro preciso del alemán Toni Kroos, que remató de cabeza Bale para dejar el 1-2 que los acompañaría hasta el descanso.

En la parte complementaria, la ineficacia del ataque “madridista” sembró ilusiones en la escuadra anfitriona, que al 62 consiguió la marcación de la pena máxima, tras infracción del ibérico Asier Illarramendi.

“Verza” se encargó de cobrarla, pero el guardameta madrileño adivinó las intenciones de su rival y se lanzó hacia su izquierda para alejar con ambas manos el disparo.

La última vez que el oriundo de Móstoles detuvo un lanzamiento desde los 11 pasos en la liga española, fue el 6 de marzo de 2011, a Pablo Pinillos del Racing de Santander.

El ánimo de los de casa cayó de tal forma que el Madrid reactivó su ofensiva y fue hasta el 81 que el goleador “CR7” obtuvo su primer tanto, en un contragolpe que él mismo encabezó y donde se combinó nuevamente con “Benz”.

Para el 88 festejó su segundo, después de coronar el centro retrasado que sirvió Daniel Carvajal, el clavo final del ataúd de “la Unión” y la confirmación del liderato “merengue” con 39 unidades, cinco más del Barcelona que jugará, como el resto de equipos, durante este fin de semana.

Los “merengues” abrieron esta fecha en el estadio de los Juegos Mediterráneos, porque el domingo viajarán a Marruecos con motivo de su participación en el Mundial de Clubes.

NOTIMEX