AP | FOTO: ESPECIAL
7 de marzo de 2014 / 04:36 a.m.

River Plate dominó al anfitrión Tigre el jueves, pero su falta de profundidad lo castigó con un empate a cero, en el partido que clausuró la sexta fecha del Torneo Final del fútbol argentino.

En tanto, el campeón San Lorenzo logró una agónica victoria por 2-1 como local ante Rosario Central, con un doblete del sustituto Nicolás Blandi, y se convirtió en el único escolta del líder en solitario Colón de Santa Fe.

También por la sexta fecha, Quilmes logró a costa de Arsenal su segunda victoria consecutiva, con lo que salió del sótano de la tabla y dejó en última posición al Racing Club de Reinaldo "Mostaza" Merlo.

River no supo refrendar ante Tigre en Victoria su levantada del domingo pasado, cuando en su mejor actuación de los últimos tiempos derrotó a San Lorenzo. El equipo de Ramón Díaz tuvo la pelota durante gran parte del cotejo y llegó algo más que el local, pero sus jugadores fallaron en la puntada final.

"Manejamos los tiempos, pero nos faltó profundidad. No hubo grandes ocasiones, aunque me parece que el resultado nos lo tendríamos que haber llevado nosotros", declaró el entrenador del "Millo", que no gana fuera del Monumental desde septiembre pasado y navega en mitad de tabla.

River no pudo contar para la ocasión con los colombianos Teófilo Gutiérrez y Eder Álvarez Balanta, convocados por la selección "cafetera".

Tigre, por su parte, sumó su cuarto empate sin goles en el torneo: en seis fechas, marcó apenas un tanto, y le convirtieron también solo uno.

Después de una semana en la que su entrenador Edgardo Bauza fue blanco de numerosas críticas por el esquema de juego, San Lorenzo festejó un triunfo "in extremis" luego de estar en desventaja durante casi todo el partido.

Carlos "Chino" Luna puso en ventaja a Central a los tres minutos. El "Santo" no le encontraba la vuelta, hasta que Bauza decidió mover el banco y hacer ingresar a Blandi, a 20 minutos del final. Y el ex delantero de Boca le respondió con creces: marcó a los 84 y 88 para una victoria que catapulta al campeón al segundo lugar, a solo una unidad del sorprendente puntero Colón.

Central, que sumó su tercera derrota consecutiva, terminó el partido con nueve hombres, por las expulsiones de Rafael Delgado (58) y Hernán Encina (90).

En Sarandí, el conjunto de Ricardo Caruso Lombardi le dio a probar a Arsenal de su propia medicina: el primer gol "cervecero" llegó de pelota parada, especialidad de su rival, a los 23 minutos, cuando el uruguayo Sebastián Martínez definió en soledad tras un tiro libre bien ejecutado por Miguel Caneo.

Ya en el complemento, en tiempo añadido, Quilmes selló el 2-0 con un tanto de Sergio Hipperdinger para salir de la zona de descenso.

El partido no estuvo exento de polémica: Gustavo Alfaro fue expulsado por el árbitro Luis Álvarez, después que el técnico de Arsenal protestó airadamente la falta que dio origen al primer gol de Quilmes. Entonces, habitualmente medido, el entrenador deslizó una acusación contra el juez.

"Sé que te llamaron por teléfono", le dijo.

Colón lidera las posiciones con 13 puntos, escoltado por San Lorenzo, con 12, y Estudiantes, con 11. Luego siguen Godoy Cruz, Belgrano y Vélez, con 10, Newell's, con nueve, y Gimnasia, Rafaela, Argentinos y River, con ocho, por delante de Boca, Tigre, Olimpo, Central y Lanús, con siete. Más abajo se ubican Arsenal, All Boys y Quilmes con seis. Racing cierra la tabla con cuatro unidades.

El programa de la próxima fecha del Torneo Final es el siguiente: Colón-Gimnasia; Argentinos-Lanús; Estudiantes-Rafaela, y Vélez-Belgrano (sábado 8); Godoy Cruz-San Lorenzo; Olimpo-Newell's; River-Arsenal y Racing-Boca (domingo 9); Quilmes-All Boys y Central-Tigre (lunes 10).